Gestión de purines con planta de biogás

Problema

Cada vez se genera un mayor volumen de purines, y la legislación es más restrictiva

Un problema al que se enfrenta el sector ganadero es qué hacer con sus efluentes. Para cumplir con la nueva legislación que impide la aplicación de purines directa al campo, se deben emplear procesos que  han aumentado los costes de gestión.

Solución

Generar energía eléctrica y térmica con la gestión de los residuos

Disponemos de la tecnología y experiencia, que nos avalan para responder a las necesidades de un sector cada vez más regulado y competitivo. Planta de Biogás para autoconsumo, personalizada, escalada y modular.

Ventajas de una planta de biogás:

  • Autonomía energética con Cogeneración
  • Produce ingresos y reduce costes por generación energética
  • Disminuye el volumen del efluente
  • Valoriza el purín al mejorar su composición al convertir purín en fertilizante
  • Reduce el coste operacional de aplicación del purín al campo
  • Elimina los problemas de olores
  • Elimina las emisiones de gases contaminantes
  • Mejora la imagen y opinión pública de esa explotación ganadera, al reducir el impacto ambiental

Financiamos el 100% de la inversión leer más

¿Te gustaría conocer la rentabilidad de una planta de Biogás en tu explotación ganadera?

El problema: ¿Qué hacer con los purines?

La ganadería se enfrenta al reto de qué hacer con sus efluentes, adecuando su industria a la legislación vigente (dentro de marco un europeo más restrictivo que el que encontrábamos en España).

El purín sea cual sea su origen (porcino, bovino, ovino, caprino, aviar) en su composición, presenta una carga orgánica que por ley se impide su vertido a cauce o aplicación directa a campo. Una opción es la implantación de una estación depuradora para su tratamiento, pero su alto coste (1 millón de euros aproximadamente) impide el acceso a esta tecnología.

prohibido esparcir purín en plato, abanico ni cañon

 Cambios en la normativa sobre purines y efluentes de granjas

Con el Real Decreto 980/2017 con el que se modifican los Reales Decretos del 2014 (1075/2014, 1076/2014, 1077/2014 y 1078/2014), aplican una nueva normativa para la distribución de purines y efluentes provenientes de explotaciones ganaderas. Este endurecimiento afecta tajantemente al sector ganadero, sector que ya tenía problemas para gestionar las grandes cantidades de purín que se generaban. Sobre todo, el ganado porcino que genera mayor cantidad de residuo líquido.

 

Extracto Real Decreto 980/2017

” La aplicación de purín en las superficies agrícolas no podrá realizarse mediante sistemas de plato o abanico ni cañones …” “los estiércoles sólidos deberán enterrarse después de su aplicación …”

Esto quiere decir que ya no se podrá esparcir en sistemas de plato, abanico ni cañones, para evitar la contaminación atmosférica. Esta legislación tiene como objetivo acabar con el uso del purín de modo directo en cubas.

Quien no cumpla la nueva reglamentación, no podrá beneficiarse de las subvenciones y ayudas de la PAC (política agraria común).

Solución: gestión de purines y generación de energía con una planta de biogás

La producción de biogás con residuos provenientes de cualquier actividad ganadera (cerdo, vaca, oveja, cabra, pollos), se presenta como la solución para el tratamiento y gestión sostenible de los estiércoles líquidos, adecuándose a la normativa actual y a las previsibles legislaciones más restrictivas, que se avecinan como consecuencia de la transposición de las leyes comunitarias.

Con la generación de biogás se reduce el impacto ambiental de las explotaciones agropecuarias sobre la zona en que están implantadas, y mejora su aceptación social.

Planta de Biogás estiércol vacuno Hebrón Palestina membranas
Planta de Biogás estiércol vacuno
Gestion sostenible de purines con una planta de biogás
Planta de Biogás estiércol vacuno - desarrollada por Genia Global Energy

Ventajas de una planta de biogás, explicadas punto por punto

Autonomía energética, consumidores sin punto de enganche a la red podrán tener suministro gracias a la energía generada con recursos propios, lo que redundará en una mejora real del aprovechamiento de fuentes renovables. Generación de energía térmica (calor) con múltiples usos posibles en la explotación. Desde el enfriamiento de la leche en una explotación láctea al suministro de agua caliente sanitaria.

 

Disminución del volumen del efluente, y reducción de costes de gestión del digerido líquido

En el proceso biológico de la generación de biogás se reduce la carga orgánica del purín, y con esto aumentan los metros cúbicos por hectárea legalmente aplicables. Pudiendo aplicar más cantidad en las parcelas próximas adonde son generados los purines, ahorrando combustible y horas/hombre.

Para abaratar los costes de aplicación al campo, es necesario reducir su volumen. Entonces, aprovechando la energía térmica que genera la planta de biogás, podemos concentrar por evaporación el digerido, haciéndolo más rico en nutrientes, de menor coste de transporte (por unidad fertilizante).

El tiempo que el purín se haya en la planta de biogás está sometido a un “compostaje anaeróbico” que acaba con un alto porcentaje de los patógenos, semillas y otros componentes no deseables que presentaba el purín previo a su fermentación.

 

Obtención de un subproducto sólido compostado con sus nutrientes (C, N, P, S, K) estabilizados lo que aumenta su valor agronómico. Obtención de un líquido que (previamente certificado ante administración) pasa de ser un mero purín a un fertilizante susceptible de ser catalogado como ecológico.

Eliminación de olores de forma drástica, siendo el efluente prácticamente inodoro. Eliminar el efecto invernadero que se imputa a las granjas a causa del estiércol, ya que no se producen emisiones de metano, al introducir en el digestor de manera inmediata a su generación, de modo previo a su emisión de metano, para no perder potencial metanogénico. Esto evita además conflictos con terceros por malos olores.

balsa de recepción de purines encon agitador planta de biogás
Planta de Biogás estiércol vacuno

SmallBiogás, tecnología integral para la valorización de residuos que se adapta a la explotación ganadera

SmallBiogás es una tecnología de planta de Biogás para autoconsumo, personalizada, escalada y modular. Se adapta a los procesos productivos de la explotación ganadera.

Disponemos de la tecnología y experiencia, que nos avalan para responder a las necesidades de un sector cada vez más regulado y competitivo.

Te proponemos un esquema de economía circular, que mejora la viabilidad económica de tu industria.

Cómo está el autoconsumo energético en España y tendencia europea

A causa de transposición de directivas comunitarias, lentamente se incorporan en España mejoras que favorecen al autoconsumo.

Cómo ya hemos visto con el Real Decreto-ley 15/2018 del 5 de octubre, para la transición energética, se deroga el conocido como “impuesto al Sol” que penalizaba el autoconsumo. Esta derogación del “impuesto al sol” prevé un impulso para la instalación de plantas de Biogás en nuestro país.

Ejemplo práctico

El coste de aplicación en campo del purín está entre 2 y 3 euros/metro cúbico con lo que aplicado a un ejemplo práctico tendríamos:

Si una granja genera 150 metros cúbicos/día con un coste de 11250 euros/mes, al reducir su volumen de vertido, con la aplicación de la energía térmica, a 100 m3/d, pasaría a gastar 7500 euros/mes lo que supone un ahorro de 3750 euros/mes.